La empresa de la residencia de Maracena releva a la directora tras las quejas de los familiares

Exterior de la residencia de ancianos de Maracena./PEPE MARÍN
Exterior de la residencia de ancianos de Maracena. / PEPE MARÍN

El Ayuntamiento abre expediente a la concesionaria y la Junta ha hecho una nueva inspección extraordinaria esta mañana

PILAR GARCÍA-TREVIJANO

El delegado de Igualdad y Políticas Sociales, Antonio Jesús Castillo, autoriza una nueva inspección extraordinaria y general de la residencia de mayores del grupo Reifs en Maracena tras las denuncias y quejas por falta de higiene y cuidados presentadas por los familiares de los residentes. La inspección se ha llevado a cabo esta mañana, mismo día en el que el Ayuntamiento de la localidad ha abierto un expediente a la residencia para trasladar a la Junta «la necesidad de mejorar el servicio que desde el centro de personas mayores de la localidad se está llevando a cabo con los usuarios». Además, según ha podido saber este periódico, se ha relevado a la directora del centro. Con este cambio son ya cinco directores los que han pasado por la dirección en el último año. El Consistorio, que cedió el edificio a la empresa para crear la residencia, se ha reunido con el nuevo director para valorar la situación del centro.

Relacionado

La concejala de Bienestar Social, Ana Belén Molina, ha manifestado en un comunicado que a lo largo de los últimos meses se ha garantizado el correcto funcionamiento del centro: «Nos hemos puesto a disposición y a favor de los requerimientos de estas familias usuarias de la infraestructura, así como de la Junta de Andalucía, que es la competente de revisar este servicio y garantizar su buen funcionamiento». El Ayuntamiento de Maracena señala a la administración andaluza y asegura que puso en sus manos esta infraestructura para la gestión de las plazas concertadas. El área de Bienestar Social ha apuntado que en los últimos meses se han enviado varios requerimientos, tanto a la residencia como a la Junta, para la correcta «fiscalización del servicio». El Ayuntamiento hareiterado en el escrito que la Junta tiene conocimiento de esta situación, ya que el que fuese director de esta residencia, Daniel Salvatierra, es en la actualidad el responsable de la dirección general de Personas Mayores y Pensiones No Contributivas de la institución.

Por su parte, la Junta ha declrado que las inspecciones se realizan cuando existen denuncias sobre las carencias en la asistencia del centro y si es necesario a instancia propia. Tras recibir hace varios meses dos quejas que alertaban sobre las carencias del servicio en el lugar, la inspección de servicio de la consejería realizó la oportuna investigación y encontró dos deficiencias leves relativas a la falta de aire acondicionado y al estado de la comida de los residentes. La administración instó a la empresa a subsanar las incidencias y por iniciativa propia volvió a inspeccionar de forma extraordinaria el centro esta mañana. La Junta no hará declaraciones sobre los resultados que arroje el informe.

Causas

La gestión del centro no se ha pronunciado todavía. IDEAL ha podido saber que la empresa que dirige estas residencias concertadas para mayores en toda Andalucía relevó de los mandos a la anterior directora y la semana pasada la psicóloga se hizo cargo hasta la llegada del nuevo responsable. Ante los últimos acontecimientos los familiares han mostrado su satisfacción. «Han llegado nuevos trabajadores, aunque hace falta más personal». «Somos varios hermanos trabajando para poder pagar la residencia que cuesta más de 1.000 euros y queremos que todos los ancianos reciban el buen trato y la dignidad que merecen», han explicado. Comidas quemadas, falta de personal, camas empapadas de orina y ancianos enfermos o con caídas sin que sus familiares tuvieran conocimiento fueron los motivos que llevaron a los usuarios a denunciar su descontento. La dirección convocará a las 60 familias afectadas en otra reunión en las próximas semanas.